Mar. Jun 22nd, 2021

No podía quedarse callado y aceptar la derrota. El ex candidato panista a la presidencia de la República, Ricardo Anaya, emitió un mensaje en sus redes sociales luego de que se dieran a conocer los primeros resultados de las elecciones. 

Según el panista la jornada electoral del 6 de junio dejó muchos aprendizajes, entre ellos que “sí se puede derrotar a MORENA”, esto luego de “sumar” el porcentaje de la votación entre MORENA, PVEM y PT la cual resultó en un 48% frente al obtenido por la oposición el domingo pasado, el cual fue de 52 por ciento, “Somos muchos más los que no estamos de acuerdo con lo que está haciendo la llamada 4T. Somos más los que queremos un cambio en el país. Los que queremos que se corrija el rumbo”.

Ricardo Anaya declaró que gracias a la alianza opositora MORENA perdió la mayoría de los escaños, “Las alianzas sí funcionan, y no estoy diciendo que todo salió de maravilla. Hubo derrotas muy dolorosas en las gubernaturas, pero las alianzas fueron muy efectivas a nivel legislativo», esto luego de señalar que el partido tenía 253 diputaciones, es decir, más de la mitad de los votos en San Lázaro, sin embargo, derivado de las elecciones pasadas, ahora solo tendrá 197, lo cual, según el panista, “Esto significa que ya no pueden cambiar las leyes sin los votos de otros partidos».

De acuerdo con el panista aunque MORENA conservara su alianza con el Partido del Trabajo (PT) y con el Verde Ecologista de México (PVEM), solamente podrían hacer cambios a leyes secundarias al recalcar que “Quedaron lejísimos, pero lejísimos de los 333 votos que se necesitan para reformar la Constitución. Y eso es una gran noticia, no van a poder desaparecer al INE como prometieron y seguirá habiendo elecciones democráticas donde la gente siga teniendo la última palabra con el poder de su voto”

Finalmente, Anaya aseguró que “la estrepitosa derrota de Morena en la Ciudad de México nos habla de un cambio que ya está en marcha y que nadie va a poder detener”, por lo que pidió a la población preparase para la elección presidencial de 2024 y así lograr el cambio.